Síganos en:

Suscríbase gratis a nuestro boletin

Finanzas Digital

Noticias de economía y finanzas


Tomás Niembro e Isaac Sultán ultiman compra del Banco Europeo de Finanzas en España

Tomás Niembro e Isaac Sultán ultiman compra del Banco Europeo de Finanzas en España
junio 26, 2014

Finanzas Digital/Expansión.- El banquero Tomás Niembro y el empresario Isaac Sultán ultiman la compra de la ficha bancaria del Banco Europeo de Finanzas (BEF), también conocido como ‘banco andaluz de cajas’, cuyos accionistas son Unicaja, CaixaBank –por herencia de la extinta CajaSol– y BMN –por la de Caja Granada–.

BEF-banco-europeo-de-finanzasLa operación, que ya cuenta con el beneplácito del Banco de España y que ha sido asesorada por Analistas Financieros Internacionales (AFI), se podría firmar la próxima semana, según fuentes financieras.

Estos venezolanos llegan con fuerza para hacer banca minorista en España. Por eso, además de la compra de esta ficha bancaria, van a adquirir las 18 oficinas que tiene Caja de Crédito Cooperativo, que opera bajo la marca Novanca, en varios municipios de Madrid (Alcorcón, Getafe, Leganés y Móstoles).

“Son dos operaciones en paralelo. Además de la ficha de BEF, se quedan con las sucursales de Novanca con todos sus activos y pasivos, también con los empleados”, añaden fuentes conocedoras del acuerdo. Estas mismas fuentes creen que se trata de un proyecto mucho más ambicioso. “Las 18 oficinas son una plataforma de lanzamiento, pero su intención es expandir su negocio en España”.

Tomás Niembro cuenta con una larga trayectoria en el mundo financiero. Fue hasta comienzos de 2013 presidente ejecutivo de Banco Occidental de Descuento (BOD) y de Corp Banca. Por su parte, Isaac Sultán es un empresario con intereses en diversos sectores, entre ellos el naviero. El año pasado, hubo rumores en Venezuela de que ambos iban a lanzar una oferta por 100%Banco, otra institución del país centrada en banca comercial. Por lo tanto, no es la primera vez que hacen negocios juntos.

Tanto BEF como Novanca son ejemplo de entidades con ambición, pero que no han logrado un hueco en el mercado. El primero nace en 2007 como un proyecto financiero de cooperación entre las seis cajas que entonces existían en Andalucía y con un especial apoyo de la Junta, presidida por Manuel Chaves.

De hecho, su objetivo era hacerse con la gestión de los pagos de las nóminas de los funcionarios –8.447 millones de euros en 2006, el 31% del Presupuesto–, los pagos a proveedores o acreedores y las subvenciones de la UE.

A 31 de diciembre de 2013, tenía 19 empleados, un activo de 126 millones y un resultado neto de 674.489 euros.

Por su lado, Novanca fue creada a finales de 2006 por veinte cajas rurales al adquirir la ficha bancaria 3146 correspondiente a la antigua Caja Escolar de Fomento, entidad que había dejado de operar en 2005. En 2013, registró un beneficio de 374.000 euros y unos activos de 237 millones.

“El comprador no quería operar con la ficha bancaria de Novanca porque no les servía la estructura jurídica, al tratarse de una cooperativa. Por eso se han hecho en paralelo con el BEF”, apuntan en el mercado.

Vea aquí la nota completa de Expansión

 



Noticias relacionadas

Don`t copy text!