//

Síganos en:

// //

Suscríbase gratis a nuestro boletin

Finanzas Digital

Noticias de economía y finanzas




Deuda de argentina queda atascada en negociaciones por temores a “Pac-Man” y disputas legales

Deuda de argentina queda atascada en negociaciones por temores a “Pac-Man” y disputas legales
junio 29, 2020

Las conversaciones sobre la deuda de Argentina se han enfriado, dado que el Gobierno y sus acreedores están en desacuerdo sobre los términos legales de una reestructuración de bonos por 65.000 millones, luego de acercarse tentativamente a un acuerdo financiero.

El Gobierno de Argentina extendió a comienzos del mes el plazo para alcanzar un acuerdo hasta el 24 de julio, a fin de dar tiempo a calmar las tensiones.

Con las dos partes separadas en solo unos puntos de valuación de sus propuestas, la disputa se ha desplazado a las cláusulas de acción colectiva (CAC) que determinan los requisitos para cualquier cambio futuro en los acuerdos de bonos.

“La próxima fase puede enfocarse más en términos legales que financieros”, dijo Siobhan Morden, jefe de estrategia de renta fija para América Latina de Amherst Pierpont Securities.

A medida que los analistas y los acreedores plantean varios escenarios, algunos temen que Argentina pueda adoptar lo que se ha denominado la estrategia “Pac-Man” e intentar que los acreedores acuerden de uno a la vez, de la misma manera que el personaje del videojuego de los años 80’ comía los fantasmas.

Esto dificultaría cada vez más a los acreedores restantes la posibilidad de bloquear cualquier acuerdo, pero también podría agravar las relaciones con ellos.

Morden considera que esta es una estrategia de alto riesgo y el peor de los escenarios, mientras que un prolongado estancamiento en el diálogo sigue siendo muy probable.

Los CAC hacen que sea más fácil para los países impulsar una reestructuración ordenada de la deuda al exigir que solo la mayoría de los acreedores acepten cambiar las condiciones de pago o, de otra forma, reestructurar la deuda.

La adopción generalizada de CAC “mejorados” por parte de la comunidad internacional a partir de 2014 fue un paso más allá al permitir a los prestatarios agrupar múltiples bonos, lo que dificulta aún más que minorías presionen por un mejor acuerdo para interrumpir el proceso.

El ministro de Economía argentino, Martín Guzmán, admitió que las diferencias con respecto a los CAC con el principal Grupo Ad Hoc Bondholder, que agrupa a los fondos BlackRock, AllianceBernstein y Fidelity, habían causado el reciente inconveniente.

 “Parte de lo que creó una falta de comprensión son los términos legales sugeridos por el Grupo Ad Hoc para un acuerdo de reestructuración”, dijo Guzmán durante un reciente evento del Consejo de las Américas. “Y eso no es algo con lo que Argentina pueda comprometerse”.

RETROCEDER EN EL TIEMPO

Las disputas legales sobre los CAC mejorados podrían tener ramificaciones mucho más allá de Argentina, en un momento en que las dificultades económicas amenazan con empujar a más economías en desarrollo a una revisión de la deuda, dicen expertos en reestructuración.

En su última propuesta, el grupo Ad Hoc Bondholder dijo que quería que se emitieran nuevos bonos utilizando los mismos términos legales que los bonos existentes de 2005.

Eso significaría que un voto de reestructuración necesitaría alcanzar un piso del 85% en un voto agregado de la deuda relevante, así como un mínimo del 66% para los votos individuales de bonos, dando más protección a los acreedores.

Mientras tanto, Argentina, que cayó en cesaciones de pagos en nueve oportunidades en su historia, está presionando para los CAC mejorados, bajo los cuales el umbral es generalmente del 75%.

“Una de las propuestas que recibimos pedía a Argentina que retrocediera en el tiempo y deshiciera el progreso que se había hecho en los últimos años, las cláusulas de acción colectiva mejoradas respaldadas por International Capital Market Association(ICMA), el G20 y el Fondo Monetario Internacional (FMI), y eso no es algo que Argentina puede hacer”, explicó Guzmán.

Los tenedores de bonos dicen que Argentina está tratando de doblar el sistema, solicitando el derecho de decidir qué bonos se incluirán en un acuerdo de reestructuración, incluso una vez que se haya aprobado una votación sobre dicho acuerdo.

“Lo que es tan frustrante para los acreedores es que esto no es para lo que se crearon los CAC”, dijo una fuente de tenedores de bonos con conocimiento de las conversaciones.

Mark Sobel, presidente de política económica de la consultora OMFIF, dijo que casi todos los emisores de bonos soberanos bajo legislación extranjera de los mercados emergentes han adoptado el estándar CAC mejorado, y un cambio hacia atrás podría avivar litigios más riesgosos.

 “Cualquier debilitamiento del nuevo estándar global podría perjudicar a otros mercados emergentes que usan CAC mejorados en su búsqueda de reestructuraciones de deuda soberana basadas en contratos de manera más ordenada y predecible”, dijo.

Mientras tanto, las conversaciones de Argentina se han detenido en gran medida, agregó la fuente de los acreedores.

“No pasa nada”, dijo la fuente. “No están sucediendo discusiones y eso no es una buena señal”.

Fuente: Reuters

 






Noticias relacionadas